Un Ford Focus con motor Nissan subirá Pikes Peak

por Don Ruta

Lo que pareciera ser la pala de nieve más cool con ruedas, es en realidad un Ford Focus completamente modificado para participar en la tradicional carrera de subida al monte Pikes Peak, en un mes más.

Aunque quizás la mayoría haya escuchado esta carrera gracias a los vehículos del Gran Turismo, se trata de una competencia que ha logrado obtener gran interés a medida que pasan los años, ya que cada vez se ven nuevas máquinas con modificaciones más extremas, hechas para poder mantener la alta velocidad en la ascensión, que parte a los 2862 metros sobre el nivel del mar (msnm) y termina su recorrido de 20 kilómetros a 4300 msnm.

El taller de preparación australiano Race Innovations participará junto al piloto Tony Quinn con este modelo muy modificado del Ford Focus, tan modificado que del Focus le queda solamente el pilar B y el parabrisas, el resto está completamente hecho a medida, incluyendo toda la mecánica. Y aunque se podría pensar que siendo Ford podría llevar un motor V8 Ecoboost de la marca, optaron por algo más liviano, el 3.8 V6 twinturbo del Nissan GT-R, el del almighty Godzilla.

El vehículo pesa 985 kg, nada para los 850 hp y 976 Nm que general el motor potenciado del GT-R. Sin embargo la mayoría de los competidores de la categoría máxima tiene especificaciones similares, por lo que tampoco tiene una victoria segura.