Historia

El primer roadster de la casa sueca: Volvo Sport cumple 60 años

El primer roadster de la casa sueca: Volvo Sport cumple 60 años

El 2 de junio de 1954 hizo su debut el Volvo Sport, un roadster de dos plazas y primer auto deportivo de la compañía. Sin embargo, su bajo peso y la confiable tecnología Volvo no fueron suficientes – la producción se cerró después de construir sólo 67 de ellos, ¿o fueron 68?

El nombre del nuevo modelo era corto y dulce – Sport – y tenía un cuerpo corto y redondeado, con una gran parrilla que parecía una turbina. La distancia entre ejes era 20 centímetros más corta que el del Volvo PV 444, por el contrario, la mecánica era la misma. Bajo el capó había una versión modificada de 1,4 litros del motor PV 444, con carburadores dobles y 70 caballos de fuerza. La velocidad máxima era de 155 kmh.

El Volvo Sport fue el resultado directo de los muchos viajes de reconocimiento realizados en los EE.UU. por el fundador de la compañía y Director General, Assar Gabrielsson a principios de los años ‘50. En su búsqueda para aprender tanto como fuera posible sobre el mercado, antes de lanzar Volvo al otro lado del Atlántico, conoció a un montón de gente en el mundo automotriz. Una empresa con la que se contactó fue Glasspar en Montecito, California. Desde 1951 ellos habían estado construyendo cascos para barcos y carrocerías para coches deportivos utilizando un nuevo material: la fibra de vidrio.

5611_1_5

Gabrielsson estaba muy interesado en el proceso de fabricación y quería saber cómo funcionaría ese material en Suecia. Además, él también notó que en los EEUU  había un gran interés en los autos pequeños, europeos y deportivos – así que Volvo debería construir uno!

En 1953, a Glasspar se le encomendó la tarea de diseñar un cuerpo, moldes de producción, del primer prototipo, junto con entrenar al personal de Volvo en cómo de diseñar y fabricar cuerpos de fibra de vidrio. De vuelta en casa, en Gotemburgo, los ingenieros de Volvo fueron obligados a desarrollar un chasis con el marco adecuado que se ajustara a ese cuerpo.

UN CORTO TIEMPO DE DESARROLLO

El proyecto avanzó a un ritmo rápido. A principios de 1954 Glasspar había entregado el primer prototipo manejable para Volvo, aunque aún estaba lejos de estar totalmente desarrollado. Por ejemplo, le faltaba un dosel superior y ventanas laterales que se pudieran bajar. Los prototipos se enfrentaron duras críticas durante las pruebas internas. El chasis era demasiado débil, el plástico se quebraba, las puertas encajaban mal y la caja de cambios de tres velocidades estaba lejos de ser la de un deportivo.

5674_1_5

Al momento de la presentación en el Aeropuerto de Torslanda otros dos prototipos habían sido completados y Volvo fue capaz de demostrar que hablaba en serio acerca de su proyecto de desarrollar un auto deportivo. Los presentes dijeron que el auto llegaría al mercado en 1955 y que una primera serie de 300 unidades sería producida, todo para exportación. Inmediatamente después de la develación, Volvo realizó una gira de demostración con los tres autos, visitando todos los concesionarios de Volvo en Suecia.

ALGO NUEVO A LA VISTA

En la primavera de 1956 los primeros autos fueron entregados a clientes en países como Sudáfrica, Brasil, Marruecos, y los EE.UU. Sin embargo, también fueron entregados a clientes suecos – la política original que el Volvo Sport sería sólo para exportación había sido reevaluada. Para entonces el auto había sido rediseñado en varios aspectos y ahora tenía un techo de toldo y ventanas que se bajaban. Pero la caja de cambios seguía siendo de tres velocidades.

La producción y las ventas eran lentas y durante el primer año, sólo 44 Volvo Sport fueron construidos. En 1957 los siguieron otros 23 más, pero después de que el recién nombrado Director General, Gunnar Engellau, tuvo la oportunidad de conducir uno durante un fin de semana, decidió que la producción debía cesar de inmediato. El modelo no estaba a la altura de las exigencias de calidad de Volvo y la empresa estaba perdiendo dinero con cada auto que se había vendido.

5640_1_5

El número de producción total fue de 67, pero investigaciones posteriores arrojaron que a dos autos, probablemente por accidente, se les había dado el número de chasis 20. Eso significaría que 68 Volvo Sports fueron construidos. Sorprendentemente, muchos de esos autos todavía existen – el paradero de alrededor de 50 es conocido.

A pesar del fracaso del P1900 – como era conocido internamente – Volvo sigue obteniendo experiencia útil de este proyecto. Poco después de la parada en la producción del Volvo Sport, el Director General, Gunnar Engellau, encargó el diseño de un nuevo deportivo, esta vez hecho de acero. Cuatro años más tarde, el Volvo P1800 estaba listo – y representó significativamente un mayor éxito para Volvo.

Historia
@Mauro_Tester

Periodista de profesión, obsesionado por los autos, de corazón. Experto en pistear como campeón. Ahora al volante de @rutamotor

Más en Historia

Citroën invadió las calles del distrito XV de París con espectacular muestra

Raúl Fariasjunio 22, 2019

Volkswagen Fridolín (1964): El vehículo de reparto ideal

Raúl Fariasnoviembre 12, 2018

Y cuatro generaciones: El Suzuki Vitara cumple 30 años

Mauricio Carvallooctubre 29, 2018

La desconocida historia de MG en Chile: Ensamblaje nacional

Raúl Fariasoctubre 3, 2018

A 155 años del nacimiento de Henry Ford: El hombre que cambió la industria automotriz

Mauricio Carvallojulio 30, 2018

El legado de Sergio Marchionne, el ex consejero delegado que sacó a Fiat de una profunda crisis

Mauricio Carvallojulio 25, 2018

La historia de AMG: Más de 50 años de pasión y performance

Don Rutajulio 13, 2018

Un recorrido a través de los 70 años de historia de Porsche en su propio museo

Raúl Fariasjunio 8, 2018

Los 100 años de Mitsubishi vistos en seis modelos 4WD claves

Raúl Fariasdiciembre 21, 2017

Send this to a friend