Indian Motorcycle estrena en Chile la nueva Challenger 2021

por Claudio Marfful

Indian Motorcycle presentó en Chile la familia Challenger 2021, que llega en tres versiones, estos diseños de motocicletas son definidos como un producto que mezcla una combinación de diseño americano musculoso, tecnología de vanguardia y confort, que en esta nueva versión viene con luces de posición LED, su foco central y el logo de la marca rediseñado y modernizado en el guardabarros delantero.

Las tres versiones equipan el motor nuevo PowerPlus, un V-Twin de 1.760 cc que entrega 124 hp y 178 Nm de torque a las 3.800 rpm, acoplada a una transmisión de seis velocidades con una superdirecta y embrague asistido, además de ajustadores de juego de válvula y tensores de cadena de distribución hidráulicos.

La aceleración es personalizable seleccionando entre los modos de conducción Rain, Standard y Sport, cada uno con su propio ajuste de control de tracción.

El carenado viene anclado al ligero chasis de fundición de aluminio, sobre la horquilla delantera invertida, mientras que atrás cuenta con un monoamortiguador Fox ajustable, que además cuenta con frenos Brembo de anclaje radial, precontrol en curva al control de tracción y el ABS, así como control de derrape por torque. Además el carenado también dispone de un parabrisas ajustable con 76 mm de recorrido y entradas de ventilación configurables.

La familia 2021 incorpora el sistema de infoentretenimiento Indian Ride Command, con una pantalla táctil de siete pulgadas que entrega información del tiempo, el tránsito y el vehículo, así como conexión al teléfono vía Bluetooth o puerto USB. Además posible agregar Apple Car y también un sistema PowerBand Audio Plus, que ofrece potentes altavoces de carenado y maleta, que proporcionan un sonido 50% más elevado que el sistema sonido de serie (opcional).

Un sistema novedoso es el ClimaCommand, que ofrece calefacción o refrigeración independiente en tres niveles a los asientos del conductor y el pasajero. Gracias su tecnología termoeléctrica combinada con grafeno, la butaca absorbe o disipa calor según la necesidad del usuario. Dado que no tiene perforaciones ni conductos de ventilación, la cubierta de vinilo de los asientos ofrece resistencia al agua y los rayos UV.

Existen dos versiones de equipamiento: la colección Challenger Rogue incluye defensas delanteras, manillar de altura media y un parabrisas curvo y tintado, en tanto que el kit Challenger Tour aporta un parabrisas de 406 mm, respaldo elevado “sissy bar”, apoyapiés de desmontaje rápido, almohadilla de respaldo para el conductor y palanca de cambios Pinnacle, entre otros accesorios.

La Challenger tradicional está disponible en dos colores, Thunder Black y Titanium Metallic, desde $22.000.000 CLP  US$ 30.000.
La Challenger Limited tiene como opciones tonales Thunder Black Pearl, Ruby Metallic y Deepwater Metallic, mientras que la Dark Horse viene en Thunder Black Smoke, Bronze Smoke y White Smoke. Ambas tienen valores desde $26.754.000 CLP / US$ 36.400.