Un éxito eléctrico: Porsche produce el Taycan Nº 100 mil

La fabricación del primer eléctrico en serie de Porsche había arrancado en Zuffenhausen en septiembre de 2019.

por José Ignacio Gutiérrez
Taycan

Este lunes 7 de noviembre fue un día importante al interior de Porsche. La marca de Stuttgart alcanzó nada menos que la unidad Nº 100.000 de su deportivo eléctrico Taycan, un hito que se da apenas tres años después de haber iniciado la producción del modelo. La unidad que quedará para siempre guardada en la historia es un Taycan Turbo S de color azul Neptuno y volante a la derecha, que está destinado al mercado de Reino Unido.

Porsche Taycan

Porsche detalla en su comunicado que los tres principales mercados de su gran éxito en el campo eléctrico, son Estados Unidos, China y Reino Unido (en Chile debutó en agosto de 2020). Asimismo, resalta que actualmente el Porsche Taycan está disponible en cinco opciones de propulsión, con tracción total o trasera (este, desde julio de 2021 en el país) y en tres variantes de carrocería: en formato de sedán, el Taycan Sport Turismo y el Taycan Cross Turismo (desde junio pasado en concesionarios locales). De todos, el Taycan 4S es la versión con mayor autonomía: 513 kilómetros, de acuerdo con homologación WLTP. Por otra parte, es el Porsche Taycan Turbo S el que ostenta el record para un auto eléctrico en el célebre trazado de Nürburgring Nordschleife, donde cruzó la meta en un tiempo de 7 minutos y 33 segundos.

Producción ecológica y eficiente

Los métodos de producción del primer EV en serie de Porsche también son vanguardistas y establecieron un estándar en materia de sostenibilidad y digitalización. La marca germana destaca que en Stuttgart-Zuffenhausen se construyó una avanzada planta de producción, con nuevas tecnologías y procesos. Se recurre a la inteligencia artificial (IA) para la producción de las cadenas cinemáticas eléctricas. Por ejemplo: gracias al ‘aprendizaje automático’, al estampar el número de la transmisión y prefijarla, las cámaras evalúan la calidad con mayor precisión que los sistemas de control convencionales sin IA. Esto también reduce la carga de trabajo del personal de producción, ya que tiene que hacer menos comprobaciones de seguimiento. Un ejemplo del ámbito de los procesos y la tecnología de conservación de recursos es la recuperación de energía de los robots. Al igual que en el Taycan, la energía cinética se convierte en energía eléctrica durante los procesos de frenado y se almacena mediante un condensador de alto rendimiento. Cuando el robot acelera, se aprovecha esa energía recuperada.

Porsche Taycan

Desde el inicio de la producción en 2019, hemos estado fabricando el Taycan de forma completamente neutra en carbono. Esto se aplica ahora a la producción de todos los coches deportivos en nuestras plantas de Zuffenhausen y Leipzig. De esta forma nos acercamos un poco más a nuestro objetivo de una ‘fábrica de impacto cero’. Nosotros entendemos que para tener una producción sostenible ha de ser inteligente, ecológica y eficiente“, afirmó Albrecht Reimold, miembro del Consejo de Dirección de Porsche como responsable de Producción y Logística.

¿Qué te parece este gran logro de Porsche? ¿Ya has visto en la calle un Taycan? ¡Coméntanos!