CAMIONETAS

Mitsubishi L200 Dakar High Power At 178 Hp 2019 – Razones de sobra para ser la más vendida

Mitsubishi L200 Dakar High Power At 178 Hp 2019 – Razones de sobra para ser la más vendida

Cuando llega el momento de hablar de una camioneta que ha sabido posicionarse como una excelente mezcla entre diseño, capacidades y sobretodo calidad, esta es la Mitsubishi L200, que además tiene el cetro de ser el vehículo más vendido de nuestro país por tres años consecutivos.

Esta pick up japonesa, fabricada en Tailandia, recibió su última actualización a principios del año pasado, y tuvimos la oportunidad de sentarnos a los mandos de la versión tope de línea, Dakar HP (High Power) con caja automática y su motor de 178 Hp.

Precios a Marzo de 2020 Mitsubishi L200 (incluyen bonos):

  • Mitsubishi L200 Work CR 4×2 2.4: CLP $13.490.000 + IVA
  • Mitsubishi L200 Katana CR Roja 4×2 2.4: CLP $12.990.000 + IVA
  • Mitsubishi L200 Katana CRM 4×4 2.4: CLP $16.990.000 + IVA
  • Mitsubishi L200 Katana CRT 4×4 2.4: CLP $16.990.000 + IVA
  • Mitsubishi L200 Dakar MT 4×4 2.4: CLP $19.490.000 + IVA
  • Mitsubishi L200 Dakar AT 4×4 2.4: CLP $20.490.000 + IVA
  • Mitsubishi L200 Dakar HP MT 4×4 2.4: CLP $22.690.000 + IVA
  • Mitsubishi L200 Dakar HP AT 4×4 2.4: CLP $23.690.000 + IVA (Nuestra prueba)

Descargar (PDF, Desconocido)

Descargar (PDF, Desconocido)

Descargar (PDF, Desconocido)

Diseño estilizado

El diseño de esta actualizada quinta generación de la L200 (recordemos que su primera generación fue lanzada en el año 1978) llega con un diseño frontal totalmente nuevo, más alto y que hasta hace parecer que nos encontramos con una nueva generación.

Su nuevo frontal es mucho más afilado y robusto, con un capo que se encuentra a 40 mm más de altura que el anterior. La máscara frontal se extiende entre sus dos focos muy alargados, con el nuevo concepto “Rock Solid” (roca solida), que mantiene las líneas de su “Dynamic Shield”, que encontramos en casi todos sus hermanos, como el Montero Sport, ASX o el Eclipse Cross. Ofrece luces diurnas LED y Xenón para las altas y bajas.

Vemos unos detalles en forma de C cromados, que van desde la parte baja de los focos principales y envuelven a los neblineros.  El parachoques cuenta con una forma que ofrece un buen ángulo de ataque, a la vez que mejora su aerodinámica.

Su línea lateral ofrece muchos menos cambios, con una forma alargada típica de pick up doble cabina, con pasos de rueda levemente ensanchados, llantas de aleación de nuevo diseño y color gris con aluminio aro 18 de 6 rayos dobles, pisaderas y su pick up que mantiene una forma de J que estreno la generación anterior y que separa con la cabina. Recordemos que desde esta generación, ya no ofrece ni de manera opcional, la ventana trasera eléctrica ni el sunroof característico de las versiones Dakar anteriores.

La parte trasera ofrece también mejoras, donde las más apreciables son sus nuevos focos traseros con tecnología LED, una inmensa manilla cromada que integra la cámara de retroceso, un parachoques gris con detalles negros y que también está a buena altura para mejorar el ángulo de salida.

Sus dimensiones se mantienen desde el cambio de generación, con un largo total de 5.275 mm, un alto de 1.775 mm, un ancho de 1.785 mm, y una distancia entre ejes de 3.000 mm. La altura libre al suelo es de correctos 205 mm, aunque se agradecería unos 30 o 40 mm extras, con una capacidad de carga de 1.000 kg y su peso bruto es de 2.840 kg. Su estanque de combustible permite albergar hasta 75 litros.

Su equipamiento exterior es bien completo, desde las ya mencionadas llantas de aleación, neumáticos mixtos Dunlop Grandtrek AT20 en medida 265/60R18, espejos laterales cromados y con señalizador y abatimiento eléctrico, apertura sin llave, sensores de estacionamiento delanteros y traseros, por mencionar lo principal.

Interior con pocos cambios

Ingresando a su interior, nos daremos cuenta que no hay cambios mayores a su diseño o equipamiento principal, manteniendo la misma calidad de materiales y su diseño en la línea con otros modelos de la marca como el Outlander o Montero Sport. Su volante es de cuatro rayos,  está forrado en ecocuero, cuenta con los mandos del sistema de multimedia y de la velocidad de crucero.

Su tablero de instrumentos sigue muy simple y fácil de leer, con dos grandes relojes (velocímetro y tacómetro), y una pantalla central que muestra el nivel de combustible, temperatura de refrigerante y un simple computador a bordo, que muestra variada información del vehículo, incluyendo las nuevas ayudas activas a la conducción.

Al centro del tablero, encontramos una pantalla táctil que integra Android Auto y CarPlay, que no cuenta con ningún mando análogo, y solo cuenta con algunos botones touch en sus costados. Bajo la pantalla, nos encontramos con el climatizador bizona, simple y eficaz, rodeado de un acabado negro piano, bien terminado, pero que desgraciadamente se ensucia con demasiada facilidad, con el polvo en suspensión.

Bajo el climatizador, vemos los botones para desconectar los sensores de estacionamiento y el del sistema de alerta de punto ciego. Su botón de encendido está ubicado al lado izquierdo del volante, al estilo de Porsche y el mando de regulación eléctrica de los espejos con abatimiento eléctrico, control de estabilidad y alerta de colisión frontal.  Se extraña un comando para abrir y cerrar los cierres de puerta.

Al centro de la consola entre los asientos, vemos el mando giratorio para seleccionar la tracción, con su completo sistema Super Select  de cuatro posiciones (2H, 4H, 4Hlc y 4Llc) y que ofrece la opción de utilizar la tracción a las cuatro ruedas permanente con diferencial central abierto. Los asientos están tapizados en cuero y la regulación del conductor es eléctrica, pero no cuenta con calefacción ni memoria.

El equipamiento de seguridad es muy completo en esta versión HP, ofreciendo desde frenos delanteros de discos ventilados, con ABS y EBD, control de estabilidad, cinturones de 3 puntas para los 5 pasajeros, apoyacabezas para los 5 asientos, y los siempre importantes, siete airbags. Desgraciadamente, solo las dos versiones HP ofrecen este equipamiento, y el resto de la gama no ofrece siete airbags, solo dos frontales, ni ayudas a la conducción.

Esta nueva L200 Dakar HP agrega varios sistemas de asistencia activa a la conducción como Mitigación de Colisión Frontal (Forward Collision Mitigation), Advertencia de Punto Ciego (Blind Spot Warning con LCA, Alerta de Tráfico Cruzado Trasero (Rear Cross TrafficAlert), Sistema de Mitigación por Desalineación Ultrasónica (Ultrasonic Misacceleration Mitigation System), este último sistema evita el choque cuando se confunde el acelerador con el freno.

Motor probado y nueva caja automática

Su motor diésel se mantiene con un cuatro cilindros, de 2.4 litros, con un bloque de aluminio, que entrega una potencia de 178 hp a 3.500 rpm y un torque de 430 nm a 2.500 rpm, que se acopla a una transmisión automática de 6 velocidades. Cuenta con distribución por cadena, la que no requiere reemplazo. Su consumo homologado alcanza los 10 km/l en ciudad y hasta 12,9 km/l en carretera.

La suspensión mantiene la configuración independiente adelante y de eje rígido atrás con paquete de resortes, pero mejorada en confort y estabilidad gracias a nuevos amortiguadores traseros con más aceite. El resto del conjunto no cambia, sin agregar detalles como frenos traseros de disco, ni nada más, y la verdad es que los clientes parecen agradecer esta simpleza/fiabilidad mecánica.

Probándola en todos los terrenos

Pero llego el momento de conducirla y para eso aprovecharemos de salir de Santiago. Comenzamos por acomodarnos en su asiento, encender su motor y engranar Drive de su caja automática. Su motor se escucha poco, lo que se debe a una buena aislación y a un trabajo en su silencio de operación.

El manejo en la ciudad es bueno, donde obviamente se aprecian sus más de cinco metros de largo, aunque no es de las más grandes del segmento. Además, se apoya de sus sensores delanteros y traseros, junto con su cámara trasera, para las maniobras en lugares apretados. Aquí no puede hacer magia, siendo algo tiesa de radio de giro, pero más ágil que otras como la NP300.

La visibilidad exterior es su mejor característica en tráfico intenso, donde veremos por sobre autos de menor tamaño, y también nos darán la pasada en cambios de pista. Las nuevas ayudas electrónicas también son de vital importancia en tráfico intenso, donde tendremos pleno control de nuestros puntos ciegos hacia adelante o atrás, y en caso de alguna leve distracción, los sistemas de alerta de colisión también nos ayudaran a evitar un susto o incluso un accidente.

Su motor ofrece una buena potencia, donde lo más destacable es el buen torque de 430 Nm, y que se distribuyen de buena manera en sus seis velocidades. La caja de cambios se siente realmente robusta, lista para un trato exigente en cualquier terreno, la que además podremos manejar de manera secuencial, pero solo con la palanca, ya que no ofrece paddle shift en el volante.

Ya manejando por autopistas urbanas o carreteras abiertas, vemos como el manejo sigue siendo muy intuitivo y cómodo. Apenas tenemos ruidos de rodadura, la suspensión filtra muy bien lo que ocurre bajo nuestro, lo que hace que nos olvidemos que se trata de un modelo pensado para cargar hasta 1.000 kg. No es la mejor del segmento, pero sin duda que está dentro de las mejores por su compromiso entre confort y capacidad.

 

Al empezar a circular por caminos secundarios, mantiene su gran hegemonía entre absorción y suavidad, aunque en baches mayores, puede llegar a tener unas reacciones algo ásperas, totalmente esperables de su paquete de resortes trasero. Los nuevos amortiguadores ofrecen una mejor capacidad de absorción y una mejor resistencia al calentamiento en caso de largos trayectos en caminos rotos.

Saliendo fuera de la carretera

Pero una camioneta como la L200 se merece que la probamos en terrenos realmente extremos, donde se puedan apreciar las ventajas de su suspensión, que cuenta con un excelente recorrido que hace que las ruedas se mantengan siempre pegadas al suelo, apoyada por la tracción de sus neumáticos all terrain, y las múltiples ayudas electrónicas.

Por esto, que emprendimos rumbo a la zona de dunas de Mantagua, donde podremos probarla en caminos de tierra rota, arena suelta y pendientes pronunciadas. Aquí basta conectar la tracción alta y superaremos muchos obstáculos, dejando las marchas cortas para los terrenos muy complicados.

La primera grata sorpresa viene del consumo, que en carretera es bastante bueno, con una autonomía que a ratos supera los 1.000 kms a velocidades de carretera legales. Esto es un excelente indicador, que nos entregará mucha libertad para viajes largos y con en zonas con poca oferta de recarga de combustible. 

El consumo medio obtenido estuvo en torno a los 10,5 y 11 km/l, los que unidos a su estanque de 75 litros y al precio de litro de petróleo, hará que esta L200 una compañera ideal para viajes largos en zonas sin muchas bencineras. La suavidad de su cabina y poco ruido general de marcha, nos invitarán a realizar viajes en todo momento, solo falta una carpa de techo y listo.

Pero llegamos a los terrenos más difíciles y es momento de ver como se comporta y porque ha sido elegida por tantos clientes. Lo que más destaco sin duda, es la sensación de robustez general, con un tren motriz que se siente solido, preparado para casi todo y que además podría mejorar más si se adaptan algunos accesorios, como llantas y neumáticos más específicos o suspensión más especializada.

Su motor tiene un excelente empuje, sobretodo al utilizar la caja reductora, donde tendremos una gran fuerza para subidas pronunciadas o reserva de potencia en caso de requerirla. Lo que más extrañe, es una mayor retención en bajadas muy pronunciadas, algo normal en una caja automática y que debe ser mejor en la versión con caja manual. Los neumáticos tampoco son los ideales, pero estamos hablando en condiciones más extremas, donde se agradecerían unos más específicos. 

Buscándole sus puntos bajos, posiblemente el diseño interior junto con la falta de mayor tecnología, sean los puntos que más extrañen algunos de sus clientes. Aunque se trate de una camioneta de trabajo, esta versión esta casi 100% enfocada en los usuarios particulares, los que tienen otras opciones más cargadas de tecnología, como la Ford Ranger.

Los paddle shift serían buenos para disfrutar aun más su excelente caja de cambios, así como unos discos traseros, si circulamos por zonas de muchas curvas y pendientes, y buscamos mayor retención de motor y capacidad de frenado. El equipamiento en otras versiones, también podría ser más completo. 

Aunque si pensamos en una camioneta firme y lista para el trato duro, sin duda estamos frente a la mejor camioneta de su segmento, que ha demostrado por años que su fiabilidad mecánica, equipamiento y comodidad, la ha hecho la preferida de muchas empresas y clientes particulares. Se siente su espíritu libre y que podría correr casi un Dakar sin mayores preparaciones.

Como conclusión, seguimos frente a una apuesta ganadora, que con su mejorado diseño y equipamiento de seguridad (aunque sea solo en la versión HP), seguirá sin duda a la cabeza del segmento, y posiblemente del mercado.

CAMIONETAS
@gabobaeza

Ingeniero Civil Industrial de profesión, tuerca de corazón desde mi primer auto a pedales. Deportista part-time y bueno para viajar. Aficionado al todo terreno y a todo lo que incluya aire libre

Más en CAMIONETAS

Maxus prepara una nueva camioneta eléctrica al estilo de la Honda Ridgeline

Gabriel Baezamayo 27, 2020

La futura Ford Ranger 2022 ofrecerá nuevos motores Ecoboost, híbrido enchufable y un V6 turbodiesel

Gabriel Baezamayo 22, 2020

La Nissan Frontier (Navara) sobrevive en EEUU con un V6 como única opción

Christian Martinezmayo 20, 2020

Great Wall homologa en Chile su cuarta pick up por sobre la Wingle 7

Gabriel Baezamayo 20, 2020

¿Como se vería una Ford F150 2020 con look retro? Aquí una idea

Gabriel Baezamayo 8, 2020

Hyundai Santa Cruz 2021 es vista sin ropa! (solo su carrocería final)

Gabriel Baezamayo 6, 2020

RAM registra el nombre Dakota lo que podría significar el retorno de esta pick up mediana

Gabriel Baezamayo 6, 2020

Bollinger B2 se convierte en el primer pick up chasis cabina eléctrico disponible

Gabriel Baezamayo 2, 2020

Hyundai Tarlac sería el segundo pick up de la marca luego de la Santa Cruz

Gabriel Baezaabril 29, 2020
Send this to a friend