El Skoda Octavia RS iV es un eficiente sedán de performance

por Don Ruta

Para el salón de Ginebra, Skoda tenía planeada la introducción al mercado del nuevo Octavia RS iV, la versión de performance del conocido sedán que equipa una plataforma híbrida, que junto con ayudarle a tener potencia extra disminuye emisiones y consumo de combustible.

 

La plataforma consiste en un motor 1.4 TSI que trabaja en conjunto con un motor eléctrico, para una potencia total de 242 hp y 400 Nm de torque. La transmisión es una automática DSG de 6 marchas, y gracias a su electrificación, tiene una autonomía eléctrica de hasta 60 kilómetros, lo cual es bastante para un vehículo de este tipo, siendo posible usarlo diariamente sólo como un eléctrico para la mayoría de los casos.

En cuanto a performance, el Octavia RS iV llega a los 100 km/h en 7.3 segundos, y llega a una velocidad máxima de 225 km/h. No digamos que es un cañón, pero tiene la performance justa para un uso normal, con uno que otro arranque. 

Para diferenciarse del Octavia regular, cuenta con neblineros led particulares para este modelo, y llantas de 18″ o 19″, además de cálipers rojos. En la versión sedan y station wagon el spoiler trasero tiene un tono negro, al igual que las tomas de aire, parrilla frontal, difusor y marco de ventanas. Por dentro también tiene los mismos toques sport, sin pasar a verse totalmente como un deportivo. El volante es de tres rayos y forrado en cuero, con levas para cambios por detrás. Los asientos delanteros son deportivos como estándar, o marca Ergo.