Audi se despide del motor V10 con una versión limitada del R8 GT

por Cristian Martinez

Entrando de lleno en la electromovilidad, Audi se prepara para despedirse de sus motores a combustión, especialmente de alguno de sus íconos como lo fue el V10. Para eso prepara una última edición del R8 GT, como una merecida despedida de los 10 cilindros.

Esta edición especial estará limitada a 333 unidades para todo el mundo. Su corazón será el 5.2 V10 atmosférico de 612 hp y 565 Nm, conectado a una transmisión de doble embrague y 7 marchas, que enviarán toda la potencia al eje trasero, dejando a este R8 GT como el Audi de tracción trasera más potente.

El chasis, suspensión y dirección ha sido reajustada para darle vida al Modo Drift, para un sobreviraje controlado, y un seteo de hasta siete modos para controlar el torque y respuesta del eje trasero y la dirección, que permitirá controlar el permitir cuanto deslizamiento de las ruedas puede ocurrir.

Por último, varias piezas fueron rediseñadas para disminuir en 20 kg el peso total del vehículo, quedando en 1570 kg, incluyendo el cambio de llantas y otros elementos mecánicos. Los frenos cerámicos y asientos tipo bucket seat son parte del equipamiento estándar del modelo.