CAMIONETAS

Prueba RAM 1000 Bighorn LX 1.8 130 cv 6at: Suavidad a la carga

Prueba RAM 1000 Bighorn LX 1.8 130 cv 6at: Suavidad a la carga

Hasta hace algunos años, la marca RAM estaba ligada a Dodge como un modelo de camioneta full size, pero por una estrategia global, ahora RAM es una marca del grupo FCA (Fiat Chrysler Automobiles), donde han nacido (o renombrado) algunos modelos como la interesante RAM 1000 que probaremos esta semana

Precios RAM 1000 julio 2019 (incluyen bonos marca y financiamiento)

  • RAM 1000 Big Horn 1.8 6at: CLP $12.490.000 + IVA
  • RAM 1000 Big Horn LX 1.8 6at: CLP $13.490.000 + IVA (nuestro test)

Descargar (PDF, Desconocido)

Para los que conocen el verdadero origen de esta camioneta, o que la han visto en otros mercados, se trata de la Fiat Toro, y se fabrica sobre la plataforma SGMA (Small Global Modular Architecture), donde se fabrica el Fiat 500 L y el Jeep Renegade. Es fabricada en la planta brasilera de Goiana, en Pernambuco. Su única competidora es la Renault Oroch, con un planteamiento muy similar.

Diseño muy diferente

Claramente su diseño no tiene nada que ver con lo que uno pensaría inicialmente de una Ram, ya que tiene líneas muy estilizadas, que no recuerdan a las pick up de años atrás, muy cuadradas y robustas. Acá es todo lo contrario, con un frontal afilado y muy moderno, que sin duda parece que procede desde un automóvil de pasajeros.

Las luces comienzan en la parte superior, justo donde termina el capo, con una tira de luz LED diurna, y que también integra la luz intermitente, que parecen una línea que continua en una moldura cromada que en el centro se convierte en el logo RAM. Bajo estas luces, encontramos las luces bajas y altas, y en la parte más baja, unos neblineros frontales, todas halógenas. La parte baja tiene una terminación en plástico negro, para darle algo más de robustez.

Su lateral se ve muy proporcionado, ya que vemos un capo muy largo y que se convierte en un parabrisas muy inclinado también, donde parece que el capo, habitáculo y pick up, se llevaran cerca de un tercio cada volumen, lo que no es tan proporcionado en otras pick up. Las llantas son de 16 pulgadas, de cinco anchos rayos y que calzan neumáticos 215/65.

En el techo vemos unas barras longitudinales portaequipajes  bien aerodinámicas, que terminan atrás con una barra transversal que integra la tercera luz de freno. Su pick up se encuentra totalmente unido a su cabina, a diferencia de lo que ocurre en la mayoría de las camionetas, lo que ya nos dice que se trata de un modelo diferente.

La parte trasera nos recibe con unos focos también muy estilizados, que comienzan desde su lateral y parecen nuevamente más de un auto que de una pick up. Otra particularidad muy poco vista, es que no tiene el clásico portalón trasero que abre hacia abajo, sino que esta partido en dos secciones que se abren hacia cada lado, que ya explicaremos su razón de ser. También vemos una práctica lona que cubre el pick up, y permite ocultar y proteger la carga.

Las dimensiones exteriores son bien poco comunes, con un largo mayor que las pequeñas Saveiro y Ram 700, mayor que una Renault Oroch, y menor que todas las más vendidas, como Mitsubishi L200, Nissan NP300, por mencionar algunas. La RAM 1000 tiene 4.915 mm de largo total, con un ancho de 1.844 mm y un alto de 1.729 mm, con una distancia entre ejes de 2.990 mm y una distancia mínima al suelo de 262 mm (entre los ejes). Su capacidad de carga alcanza los 650 kg, mientras que el volumen de carga llega a los 820 litros, con una capacidad de estanque de 60 litros.

Amplio interior

Entrando a su habitáculo, nos encontramos nuevamente con que se siente muy SUV o automóvil tradicional más que una pick up. Su diseño es bien moderno y estilizado, desde su puerta hacia adentro. El volante es de gran tamaño, con controles del computador a bordo, manos libres y velocidad crucero, paletas  del cambio automático y está forrado en cuero, además de que puede regularse en altura y profundidad.

El tablero de instrumentos es bien completo, con dos grandes esferas con medidores análogos, a la izquierda el velocímetro que marca hasta los 240 km/h (demasiado soñador la verdad) y a la derecha el tacómetro, con la zona roja a las 6.500 rpm. En el centro vemos una pantalla de 3.5 pulgadas que muestra mucha información, y se rodea por niveles digitales para el combustible y la temperatura del refrigerante.

Al centro vemos una pantalla táctil de tamaño más bien pequeño, de cinco pulgadas, que se rodea de varios botones y mandos giratorios para las principales funciones. Abajo encontramos el climatizador de dos zonas, una entrada auxiliar y USB, otra de 12V y un pequeño portavasos. Termina en la palanca de su caja automática, con opción de manejo secuencial y que curiosamente tiene los comandos de subir abajo y bajar arriba, como realmente debieran ser todos.

Su espacio interior es muy amplio, con una buena altura para la cabeza y buen espacio para las piernas adelante y atrás. En las puertas tendremos espacios porta objetos, así como en los respaldos de los asientos delanteros. Los asientos están tapizados en cuero en esta versión LX, que es la mayor diferencia que encontramos de equipamiento con la versión más barata.

El equipamiento es bastante completo, con kit eléctrico completo incluyendo espejos abatibles eléctricamente, defroster trasero, sensores y cámara de retroceso, Bluetooth, seis parlantes, navegador, por mencionar lo principal. La seguridad es muy completa, y ofrece siete airbags (delanteros, laterales delanteros, de cortina y de rodilla para el conductor), frenos ABS con EBD, control de estabilidad, asistente de partida en pendiente, limitador de velocidad, anclajes Isofix y cinturones delanteros con pretensionador.

Motor justo

Bajo su capo, encontramos un motor muy tradicional motor de gasolina de cuatro cilindros, 1.8 litros, 16 válvulas, que entrega una potencia de 130 cv a 6.000 rpm y un torque de 170 Nm a 4.000 rpm. Se acopla a una caja automática de seis velocidades y transmite la potencia al eje delantero. Su consumo homologa 9.3 km/l en ciudad y hasta 14,6 km/l en carretera.

Su esquema de suspensión cuenta con soluciones más en la familia de los SUV, con un eje delantero del tipo McPherson y trasero independiente Multilink, ofreciendo una excelente capacidad de absorción y una suavidad imposible de conseguir con los paquetes de resortes que normalmente equipan las pickups. La dirección es asistida eléctricamente y sus frenos delanteros son de disco y traseros de tambor.

Suavidad absolutamente de SUV

Pero vamos a descubrir lo que nos ofrece esta pick up al manejarla, que es posiblemente lo que muchos se preguntan. Encendemos su motor, el que curiosamente toma algunos segundos en encender a veces (desde que giramos la llave hasta que gira el motor de partida), como que el computador se toma su tiempo en despertar. Luego, solo basta engranar D de su caja automática y salir a manejar.

Su puesto de conducción es muy cómodo con una excelente posición, ni muy alta ni muy baja (como sucede a veces en otras camionetas más pequeñas basadas en autos). El ingreso es muy fácil y nos acomodamos en poco tiempo. Esto mismo ocurre para los pasajeros, que tienen además 4 cómodas puertas para ingresar al amplio habitáculo, que puede acomodar hasta 5 adultos.

El manejo es realmente suave desde el primer momento, desde su dirección, comandos, etc, al punto de que si nos subiéramos con los ojos cerrados, no pensaríamos que estamos arriba de una pickup. La calibración de la suspensión es extremadamente confortable, con una excelente calibración entre suavidad, estabilidad y sensación de firmeza, algo que ayudan los neumáticos de buen perfil.

Su caja de cambios es bien suave, la que podemos manejar desde las paletas en el volante si necesitamos. La respuesta de su motor es bien justa la verdad, la que en un manejo tranquilo no pediremos más, pero en caso de necesitar ingresar a una autopista o adelantar, extrañaremos un mejor torque y potencia, ya que ni acelerándolo a fondo se siente que reaccione de manera ágil. Afuera existen otros motores disponibles, los que probablemente le deben sentar muy bien. El consumo no es malo, y logramos un medio en torno a los 10,5 km/l, aunque si lo exigimos, empeorara.

La amplitud de su habitáculo se agradece en todo momento, y posiblemente nos sentiremos en un SUV casi en todo momento, con muy pocos ruidos aerodinámicos ni de rodadura, con materiales acordes a su precio, buenos asientos y espacios para dejar objetos. Su sistema de audio es normal, sin ser malo ni excelente, donde sí se siente algo pequeña su pantalla, sobre todo al ver la cámara trasera.

Su espacio de carga es bueno, aunque su portalón tiene algunas ventajas y desventajas. Las ventajas claramente están en la suavidad de apertura y cierre, ya que no significan levantar el peso de los portalones normales, y nos permite acceder a su pick up de manera más fácil, ya que estaremos pegados al parachoques, a diferencia de si tuviéramos un portalón abierto hacia abajo. Esto será ideal para usuarios que necesiten cargar y no cuenten con mucha ayuda.

Los contras de este diseño, los vemos en que efectivamente no nos permite extender el piso del pick up y utilizar este largo extra, como ocurre por ejemplo al cargar motos y colocar el neumático trasero en la tapa, donde acá solamente podremos si la moto cabe de manera diagonal.

Ya circulando por autopistas o carreteras, vemos que mantiene esta suavidad de marcha, con una sensación igual a un buen auto o SUV. Si utilizamos la velocidad de crucero, podremos viajar largas distancias casi sin cansarnos. La buena visibilidad, estabilidad y suavidad general de marcha, realmente cambian la idea que tenemos de una pick up.

También pudimos recorrer algunos caminos secundarios de tierra en buen y regular estado, donde también sorprende la excelente capacidad de absorción de su suspensión, la que además gracias a los excelentes 262 mm de altura libre, permiten circular sin estar preocupados de que toquen sus bajos, y podremos llegar a lugares más alejados, siempre que no tengamos terrenos de menor adherencia, donde extrañaremos una versión 4×4.

Buscándole los puntos bajos, claramente la respuesta de su motor es el punto menos destacado, donde habría sigo mejor contar con un motor turbo o inclusive diésel, con mejor torque en baja, el que permitiría mejorar el manejo. El portalón trasero también ofrece sus contras, así como el tamaño de su radio.

Como conclusión, se trata de una excelente opción a quienes necesiten cargar algunas cosas en su zona de carga, pero también llevar pasajeros, y no quieran perder la comodidad y seguridad de un SUV, sin tan poco deber pagar en exceso por estas capacidades.

¿Que te pareció la nueva RAM 1000? Coméntanos…

CAMIONETAS
@gabobaeza

Ingeniero Civil Industrial de profesión, tuerca de corazón desde mi primer auto a pedales. Deportista part-time y bueno para viajar. Aficionado al todo terreno y a todo lo que incluya aire libre

Más en CAMIONETAS

Ford prepara una camioneta por debajo de la Ranger y esta podría ser de la familia Bronco

Gabriel Baezaagosto 17, 2019

Chevrolet por favor escúchanos y trae la Silverado cabina simple!

Gabriel Baezaagosto 14, 2019

Prueba Honda Ridgeline RTL 3.5 AWD 280 Hp – Pick up perfecta (si no eres amante de ellas)

Gabriel Baezaagosto 12, 2019

Prueba ZX Auto Terralord 2.5 6 MT 134 hp – Sorpresa asiática

Gabriel Baezaagosto 5, 2019

Conoce la preparación que deja la pick up Mercedes Benz Clase X con el look que siempre debió tener

Gabriel Baezaagosto 5, 2019

Ford F-150 Nitemare – De a 0 a 100 km/hr en tan sólo 3,9 segundos

Claudio Marffuljulio 30, 2019

Kia está trabajando en una camioneta propia

Christian Martinezjulio 29, 2019

¡¡Hennessey por favor detente!! Otra nueva pick up de culto con la Goliath 6×6

Gabriel Baezajulio 19, 2019

Al final la primera pickup eléctrica en el mercado es de Nissan-Dongfeng

Christian Martinezjulio 18, 2019

Send this to a friend