Tres Mini Cooper S E Countryman All4 comenzaron una travesía de 17.000 kilómetros

por Raúl Farias

En la ciudad tejana de Dallas arrancó ayer para los equipos de los tres MINI Cooper S E Countryman ALL4 la Aventura Panamericana. En su viaje , a lo largo de casi 17.000 kilómetros y a través de doce Estados en Norteamérica, Centroamérica y Sudamérica, llega hasta el extremo sur del continente, el primer modelo híbrido enchufable tiene la oportunidad perfecta de demostrar sus cualidades de todoterreno en toda su extensión.

Dallas es el punto de partida para la quinta etapa en la ruta este-oeste del Rally MINI TAKES THE STATES 2018. El trayecto del convoy que, a lo largo de una semana, recorrerá tramos escogidos de los EE.UU., unirá a la comunidad MINI de diferentes regiones de los Estados Unidos para celebrar un auténtico festival del placer de conducir que también sirve como actividad benéfica en favor la Organización de ayuda Feeding America, y que concluirá este domingo 22 de julio de 2018 con un gran espectáculo final en Keystone/Colorado.

Para entonces, los tres equipos del trayecto Panamericana ya habrán traspasado la frontera con México. Su camino los llevará a lugares como San Luís Potosí, donde en el próximo año comenzará la producción de vehículos en una fábrica nueva de BMW Group. En las demás etapas del circuito intercontinental en la conexión de trayectos norte-sur más larga de todo el mundo se atravesarán Guatemala, Honduras, Nicaragua, Costa Rica, Panamá, Colombia y Ecuador. A través de Perú y Chile se atraviesa entonces el continente sudamericano y después se recorre la costa atlántica hasta llegar a Ushuaia, en la parte argentina de Tierra de Fuego. La llegada a la ciudad más meridional del mundo está prevista para el próximo 29 de agosto.

Para este exigente viaje se prepararon los vehículos de forma especial. Con faros adicionales, neumáticos con capacidades de funcionamiento en caso de avería y con una baca para el transporte de una rueda de repuesto, están equipados para los desafíos de este trayecto.

Con este espectacular proyecto, MINI presenta las ventajas del accionamiento eléctrico en una variedad de regiones en las paulatinamente se empieza a tomar conciencia de la necesidad de adaptar la movilidad a los criterios de sostenibilidad y que, al mismo tiempo, son regiones que se ven afectadas especialmente por las consecuencias del cambio climático. A su vez, se demostrarán de forma especialmente gráfica la fiabilidad y la capacidad de actuar en largos recorridos por parte del accionamiento híbrido enchufable desarrollado para MINI.

Mediante la combinación de un motor Otto de tres cilindros y de un accionamiento eléctrico, el MINI Cooper S E Countryman ALL4 dispone de una potencia de sistema de 224 CV. Su batería de iones de litio permite una conducción puramente eléctrica con un alcance de hasta 40 kilómetros, lo que resulta ideal para la movilidad local libre de emisiones en las numerosas ciudades a lo largo de la ruta.