Mercedes Benz C63 AMG 507 Edition II: ¡Y partió luego de tres años!

por Don Ruta

Bien, tenemos varias novedades con la restauración del Mercedes Benz C63 AMG Coupé 507 Edition 2014 que estamos restaurando de a poco en Rutamotor. Recordemos que esta unidad es muy escasa y en particular esta unidad chocada gris grafito opaco (de fábrica) tiene apenas 10.000 kilómetros.

¡PARTIÓ! Y LOS DETALLES PARA SEGUIR REPARANDO QUE VAN APARECIENDO

Fue un mecánico y armó parte del frente con los radiadores, refuerzo de parachoque y mangueras para darle partida. No costó mucho que partiera, fue sorprendente, ya que la unidad lleva unos tres años sin “revivir”. A mi juicio no suena mal para tanto tiempo sin andar. Lo que falta ahora es cambiar un par de mangueras y conectas los otros radiadores (hay uno que al parecer no corresponde) y por lo mismo debemos buscar otro o adaptar el que tiene. Es del aire acondicionado. El enfriador de la caja lo vamos a reparar o cambiar, estamos viendo. Anduvo por un rato sin problemas.

Este C63 tiene daño en una parte del frente, se sacaron las partes para revisar y ver soportes (estaban cortados). Ya todos los repuestos fueron comprados, como parachoque, ópticos, tapabarro, mangueras, retenes, correas, tensores, radiadores, todo. Es poco común ver el “antes y después” de un vehículo tan caro y complicado de repuestos (por su valor y lo escaso). El dueño (un amigo) accedió a que podamos contarles a ustedes todo lo que va a hacer para “vuelva a las pistas”. Por eso dejamos un pequeño video de cuando lo hicimos partirr. Ustedes ahora ven el auto desarmado, pero se armó antes y partió perfecto. Esperemos que tras dos años en este estado, sin armado, podamos hacerlo de nuevo. Sigan atentos a este post.

LA HISTORIA DEL AMG C63 “507 EDITION”

Entre 2013 y 2014 fue la versión más deportiva del sedán/coupé compacto de Mercedes Benz. En esos años el modelo recibió una edición limitada llamada “Edition 507”, que apuntaba a aquellos  conductores “a los que se les queda corto” el Mercedes C 63 AMG y el paquete AMG Performance, dándoles un extra de deportividad. Esta llegó en esta versión que le daba más potencia (507 caballos) y algunas mejoras en la dinámica.

Tiene 50 CV más que el C63 AMG “normal”. Integra un motor 6.2 V8 que tiene mejoras en base de transferencia de tecnología procedente del SLS AMG. Se utilizaron pistones forjados, las bielas y el cigüeñal del SLS, componentes más livianos y preparados para soportar las mayores exigencias de un motor “más apretado”. Su computador está “reprogramado” de fábrica permitiendo un torque máximo llega hasta los 610 NM, acoplado a una notable caja de cambios automática de siete velocidades MCT-7 Speedshift AMG, con tracción trasera (ideal para hacer drift, ya pensarán algunos). Con todo este paquete de performance, el C63 logra los 0-100 km/h en 4,2 segundos y la velocidad máxima está limitada a 280 km/h.

Así está ahora, con los airbags activados. En la última etapa repararemos las bosas de aire y el tablero. Por ahora nos preocuparemos de dejar bien la parte mecánica

Este “Edition 507” lleva de fábrica frenos con discos compuestos de AMG con los discos de acero con una pieza de aluminio añadida, que son ventilados y perforados en todas las ruedas. En el eje delantero tienen un diámetro de 360 mm y un grosor de 36 milímetroscon pinzas de 6 pistones, mientras que en el eje trasero las encargadas de morder los discos son de 4 pistones. Todas van pintadas en color rojo. Las llantas son específicas de este modelo. Integra 235/35 R 19 delante y 255/30 R 19 atrás.

Adentro, y para diferenciarse de otros C 63 AMG, el tablero tiene detalles en rojo, además de la insignia que lo distingue como un Edition 507. Sigan pendientes a la evolución de esta restauración. Vamos que se puede!…