Mercedes-AMG presenta el Project One con un motor directo de la Fórmula 1

por Don Ruta

Mercedes Benz llegó a golpear fuertemente la mesa en la inauguración del salón del automóvil de Frankfurt, al llevar como un estreno estrella al Project One, su último superdeportivo de 1,000 hp y motor de un Fórmula 1, suficiente para opacar al 99% restante de la muestra automotriz.

Con un aspecto que recuerda bastante al clásico McLaren F1, el Project One tiene un chasis monocasco con paneles de carrocería fabricados en una sola pieza de fibra de carbono, así que cuidado con los topones. Destaca la gran toma de aire sobre el techo (para alimentar el motor, que termina en una especie de aleta central) y la elevada posición de los espejos laterales. Atrás se ve una salida de escape de gran diámetro, montada en posición central inferior, rodeada de los difusores del parachoques.

Lo interesante sin embargo es su plataforma motriz, híbrida y de más de 1,000 hp en total. Cuenta con un 1.6 V6 turbo, del Fórmula 1 W08 F1, que gira hasta 11,000 rpm (para lo cual tiene actuadores neumáticos en las válvulas, en lugar de tradicionales resortes) y es ayudado por un motor eléctrico conectado de forma directa. Según Mercedes Benz, el motor tiene un 40% de eficiencia térmica, y genera en conjunto más de 671 hp hacia el eje trasero.

Para el eje delantero hay dos motores eléctricos, uno para cada rueda, de 161 hp cada uno, y que giran hasta 50,000 rpm. Los motores eléctricos se alimentan de un kit de baterías, de 100 kg, y además puede recuperar casi el 80% de la energía perdida durante el frenado en las ruedas delanteras.

Todo lo anterior le permite una performance increíble: 0-200 km/h en menos de 6 segundos, una velocidad máxima de 350 km/h, y una autonomía totalmente eléctrica de unos 25 kilómetros. El cabecilla de Mercedes Benz, Dieter Zetsche, estaba en lo correcto cuando dijo durante la presentación que “Este vehículo hará que todos los modelos de producción limitada de Mercedes y AMG parezcan pequeños”.