Llega a Chile el Mazda MX-5 RF con techo duro retráctil

por Don Ruta

Mazda presentó en Chile su nuevo MX-5 RF (Retractable Fastback), una versión que trae techo duro automático retráctil y que se convierte de coupé a convertible en solo 13 segundos. Su precio es de de $23.890.000 para el caso de la versión con techo color carrocería y de $24.390.000 para el caso de la versión con techo eléctrico negro.

Mazda MX-5 RF luce un diseño aún más deportivo gracias a los pilares traseros que se mantienen al final del techo cuando este se guarda, diferenciándose así de la mayoría de los descapotables de techo duro. Adicionalmente, disminuye su distancia al suelo en 5 mm para elevar aún más la sensación de performance.

La nueva versión pliega su techo de forma automática en 13 segundos, e incluso puede realizarlo mientras al vehículo circula a una velocidad máxima de 10 km/h.

El roadster mantiene su aclamado diseño KODO de Mazda –que significa Alma del Movimiento en japonés- inspirado en la naturaleza y específicamente en la figura del cheetah. Sus líneas reflejan energía, fuerza y destreza con la capota abierta o cerrada, expresando todo lo que tiene que ser un deportivo: ligero, ágil y atractivo.

En su interior cuenta con asientos deportivos de cuero napa que permiten disfrutar al máximo sus prestaciones y parlantes integrados en el apoyacabezas para entregar una experiencia de sonido envolvente. También incluye múltiples detalles que lo hacen aún más placentero de conducir, tales como: sistema multimedia MZD connect donde destaca su pantalla touch de 7”, GPS, sistema de sonido Premium de 9 parlantes Bose con sistema Audiopilot, control de radio al volante, entre otros.

El MX-5 RF incorpora el mismo motor que la versión de techo lona, SKYACTIV-G de 2.0 litros, que está especialmente ajustado para realzar el placer de conducir gracias a la ligereza de su peso, agilidad y deportividad.

En el apartado de seguridad cuenta con frenos ABS con distribución electrónica de frenado, cuatro airbags, alarma e inmovilizador antirrobo, monitoreo de punto ciego, botón de encendido y apagado de motor, y control crucero con mando al volante, entre otros.