Casi fail, pero salvamos: Estuvimos en la largada protocolar del WRC Concepción

por Don Ruta

La idea era estar presentes en la presentación de los vehículos WRC en la plaza Independencia de Concepción, ya que después de todo es primera vez que autos de la máxima categoría mundial compiten en esta ciudad, dentro de una fecha oficial de la temporada. Quizás lo más comparable sean las dos fechas de la Fórmula E que se han corrido en Santiago, pero que algo de categoría mundial se haga fuera de la capital es más raro que un Alfa Romeo sin luces de check engine encendidas.

A pesar de que habían instalado un escenario y graderías en los tres lados, ni la organización esperó tal cantidad de asistentes, que se agolparon en las barreras por cuadras para ver a los vehículos pasar, o arriba de maceteros y asientos trataban de mirar algo directamente, aunque estuviera disponible pantallas de gran tamaño y alta definición. Los que no pudimos llegar temprano nos tuvimos que acomodar donde sea, para alcanzar a ver “algo”.

Así se veía desde atrás, con imagen calidad cámara de celular chino

Como suele suceder regularmente, los equipos subían por escudería al escenario, se presentaban, conversaban un poco con la animadora, y hacían la pasada por la calle; algunos regalaron gorros, poleras, u otras cosas al público presente, y todos decían que Chile tenía la mayor cantidad de público y que eran los mejores (ni que fueran Mick Jagger). Fue curiosa la aparición del actor Jorge Zabaleta, cuyo aporte fue un saludo, preguntó al público por un asaíto, y eso sería. Meh. Lo que sí se echó de menos fue algo más de espectáculo a la salida por parte de los pilotos de autos WRC, quienes tuvieron pasadas más bien recatadas y silenciosas, contrario a las pasadas de los vehículos nacionales, que hicieron sonar los motores como el público esperaba que pasara.

A pesar de la cantidad de gente no hubo incidentes notorios antes ni después. La gente se agolpaba frente a los cafés donde habían algunos pilotos esperando su turno, o cerca de donde estaban los vehículos, pero en general hubo buen comportamiento. Ojalá eso continúe hoy, ya que ya hubo un reto de parte de la FIA por mal comportamiento de algunos espectadores que no respetaban las zonas demarcadas, y sobre todo por el indigno terraplanista que tiró un escupo al piloto chileno Pedro Heller, hijo del expresidente de Azul Azul. Por favor, seamos personas y demostremos que sí se pueden hacer eventos de esta categoría en la zona, sino después es sin llorar.

Fotos cedidas por Leonardo Salazar.