SEDANES

Subaru Impreza 2.0L 154 CV CVT Limited: Correcta evolución

Subaru Impreza 2.0L 154 CV CVT Limited: Correcta evolución

El histórico superventas de Subaru, el Impreza presenta una nueva cara a fines de 2016, una nueva generación que fue presentada durante marzo de este año en el Salón de Nueva York y traida al país hacia fines del año pasado como modelo 2017. Los formatos actuales son sedán y hatchback (Sport) con precios desde los CLP 12.990.000, todos con un motor de inyección directa de 2.0L de 154 caballos a las 6.000 RPM y cajas CVT (simula siete cambios en modo manual con los Paddle Shift). Todos se fabrican en Japón.


El Subaru Impreza nació en 1992 y es el modelo de acceso a la casa nipona. Hoy, este modelo acaba de renovarse en Chile con el arribo de su esperada quinta generación, con versiones de carrocería hatchback de cinco puertas y sedán. Emplea por primera vez la nueva plataforma completamente renovada de Arquitectura Global Subaru, que mejoró significativamente la rigidez de la carrocería y la resistencia del chasis.  Actualmente el Impreza compite con modelos como el Toyota Corolla, Honda Civic, Nissan Sentra, Renault Fluence, Ford Focus, Mazda3, entre otros. En RM probamos el tope de gama en su versión cuatro puertas, el Impreza 2.0L 154 CV CVT Limited (CLP $16.490.000).

  • Impreza 1.6L CVT: CLP $12.990.000
  • Impreza 2.0L CVT XS: CLP $13.990.000
  • Impreza 2.0L CVT Dynamic: CLP $15.090.000
  • Impreza 2.0L CVT Limited: CLP $16.490.000 (nuestro test)
  • Impreza Sport 1.6L CVT: CLP $12.990.000
  • Inpreza Sport 2.0L CVT XS: CLP $13.990.000
  • Impreza Sport 2.0L CVT Dynamic: CLP $15.090.000
  • Impreza Sport 2.0L CVT Limited: CLP $16.490.000
  • MÁS AGRACIADO QUE ANTES

    Sus dimensiones son mayores que el Impreza actual (ahora mide 4.460 de largo, 1.775 de ancho, 1.480 mm de alto y una distancia entre ejes de 2.670 mm), con una distancia entre ejes 25 mm mayor, un largo total de 41 mm extra y un ancho que creció en 38 mm, mientras que la altura disminuyó en 15 mm Acá Subaru implementó una nueva filosofía de diseño denominada Dynamic x Solid, que se ven reflejadas en los cambios en exterior e interior, chasis y carrocería que presenta la quinta generación del Impreza.

     El diseño si bien es conservador y no alcanza la agresividad y deportividad del concepto mostrado hace un par de años, eso si, es más fresco y juvenil que el modelo que reemplaza, sobre todo en los focos delanteros que se aprecian más agresivos y ahora son full leds, tanto en posición como en los principales. Las llantas de 17” (con unos neumáticos de dimensiones 205, 50, R17) del modelo full lo hacen lucir elegante, eso si, son menos atractivas las que se ofrecen para el modelo en el mercado norteamericano, allá en 18 pulgadas. Los modelos de entrada tiene unas 16 que no me convencieron tanto.

    En su exterior presenta un look que entrega sensaciones de amplitud y también es más bajo lo que le da un mayor grado de deportividad. Adelante destaca la nueva grilla hexagonal con luces que la marca indica simulan ser unos “Ojos de Halcón” de un diseño que encontré atractivo, sobre todo por los led en diagonal en todos los ópticos (versiones full). Su máscara es el punto de inicio desde donde fluye la parte frontal, a través de los paneles de las puertas y hasta el final del auto.

    Por los costados tiene una línea de cintura alta, casi ascendente, llegando a una solución en la zaga más bien tradicional, recta, con formas bien marcadas que incluso lo hacen ver más voluminoso, y parecido a lo que ofrece actualmente su hermano mayor, Legacy. Agrega un solo escape, aunque creo que dos lo dejarían con un toque más deportivo.

    UNO DE LOS MEJORES INTERIORES

    Adentro se aprecia una mucho mayor combinación de deportividad, diseño y mejoras en la materialidad que le entregan una calidad que creo lo elevan hacia lo mejor del segmento (de hecho fue elegido en EEUU como uno de los mejores interiores de 2017, REVISALO ACÁ), incluso mejor a lo que hoy ofrece el recién renovado Mazda3. Sobre todo por los polímeros de la consola, cuero (con despuntes en la consola), plásticos delanteros, en los costados y puertas, todo de una excelente calidad. El resto, plásticos y revestimientos, están también a la altura.

    Sobre sus dimensiones interiores,son óptimas para llevar a cuatro pasajeros en todas sus dimensiones, para cinco es limitado, ya que el pasajero del centro irá incómodo al medio. Un punto muy alto son sus excelente asientos, de una calidad notable, con una suavidad del cuero, y que entregan una dureza justa para viajes largos, son esas butacas que no cansan y que todo se puede regular (y más aún cuando son eléctricas, como en esta unidad de pruebas).

    Al centro veremos un display color que indica muchas más funciones que antes, este se complemente con otra pantalla superior central con las funciones del computador abordo, sistema AWD, y distintos parámetros que ningún Subaru trae. Abajo de este está otra pantalla multifuncional touch de 8 pulgadas con sistema de Infotainment, incorpora entre otras aplicaciones Apple CarPlay y Android Autoy GPS. A ello suma un sistema de audio Harman Kardon  (sin los logos en las puertas) que realmente me sorprendió por su calidad, tanto en altos como bajos, además el software es excelente, muy intuitivo, rápido y fácil de usar, y que marca la pauta de lo que presentará la firma nipona en sus nuevos modelos.

    BUEN MANEJO, PERO TODAVÍA LE FALTA EMPUJE

    Bajo el capó debuta un nuevo motor de cuatro cilindros bóxer, 2.0 litros a la que agrega inyección directa de combustible y una relación de compresión más alta (12.5:1). Este bloque, denominado FB20, eroga 154 caballos de fuerza (seis caballos más que antes) y 196 Nm de torque a 4.000 RPM. Según indica la marca, varias piesas fueron completamente renovadas en comparación con el motor anterior, transformándolo en una unidad más liviana que entrega “más fuerza y economía de combustible”.

    A nivel mecánico integra el tradicional sistema de tracción a las cuatro ruedas Symmetrical All-Wheel Drive. Por su parte, la caja de transmisión Lineatronic CVT, mejoró bastante la relación de marcha y peso, entregando más aceleración, performance y ahorro de combustible. Además de emplear un completo sistema de transmisión automática, posee un modo manual que simula siete velocidades para una aceleración controlada. Las sensaciones que entrega esta caja son excelentes (para lo aburrida que son las CVT), no tanto al sumar marchas, es mejor al restar cambios, ya que simula muy bien el modo manual (paddle shift) de una “tradicional”. Se notan las evoluciones en este aspecto.

    Tiene un muy buen equilibrio para un manejo más agresivo y para el ahorro de combustible, antes no lo tenía. Cuando por ejemplo quitamos marchas en vez de frenar con los frenos, la retención de la caja CVT me sorprendió altamente. Sobre su dinámica, el motor 2.0L de inyección directa, ofrece lo que antes entregaba suavidad, respuesta lineal, con ciertos vacíos en la entrega de torque, que ya les detallaremos más.

    Si, porque sigue algo  lento en la partidas, pero en las recuperaciones se comporta mucho mejor. Cuando vamos ya en movimiento sobre los 50 km/l anda bien, pero si lo llevamos bajo de vueltas al motor Boxer le cuesta bastante tomar empuje. Acá es donde debemos usar la caja, las paletas al volante, y revolucionarlo un poco más para lograr mejores salidas o adelantamientos desde iniciado, ya con vuelo el Impreza se desempeña mejor.

    Según el 3CV (Consumo Vehicular) el Impreza tiene homologado 11,6 km/l en ciudad, 18,9 km/l en carretera y 15,4 km/l de consumo mixto. En Rutamotor logramos un consumo medio de de 13,4 km/l. Mantiene los atributos del modelo anterior. Frena muy bien, dobla excelente, y lo principal, tiene poca inclinación en curvas, a pesar de tener una suspensión bastante suave, y que soprende por su capacidad de filtrar todo, de las mejores de su segmento, como es tradicional en Subaru.

    Ayuda a su excelente dinámica de manejo, a su mayor rigidez de carrrocería y chasis. Por su parte, la incorporación de la barra estabilizadora trasera, disminuyó en un 50% el derrape del automóvil. También disminuyó 5 mm el centro de gravedad en comparación con el modelo actual, todos elemento que llevaron al alza el performance del nuevo Impreza.

    En resumen, un Impreza sedán es hoy más que nunca una de las mejores opciones del mercado, que mejora en todo frente al anterior modelo, con un diseño que ahora entrega más sensaciones. Una opción a poner de los primeros en la lista a la hora de ir a cotizar. ¿Qué opinas?

    • Vicho

      Qué pasó con el Test Drive, RutaMotor? Por lo que leí, sólo fue “copiar y pegar” de esta Nota previa: http://www.rutamotor.com/subaru-impreza-2-0l-154-cv-cvt-limited-toma-contacto/

    • pablo M

      En lo personal lo probé..
      Tuve un 2.0 de la generación anterior (2013) y me atrevería a decir q el.manejo, motor y salida andan casi igual. No ví una diferencia abismante. Si creo que Subaru hizo un esfuerzo en el diseño exterior y especialmente en el interior en cusnto a concepto como auto “smart” detalles tales como el auto q sale en la pantalla superior del panel, al prender las luces, se enciende tb en el auto de la pantalla. Esos chiches q no son relevantes pero en el fondo todos los queremos. Ahora.. en lo personal.. lo encuentro demasiado caro. La diferencia con audi, volvo y Honda es casi nula. Lo que produce cerrarle el ojo a las marcas premium. De qué es un tremendo rival en el segmento, lo es. Sigue siendo un Subaru. Pero, insisto, se fueron al chorro con el.precio. igual que Honda con su civic…

      • Rodrigo

        El precio a mi parecer está bien, es más, diría que está mas barato que antes, cuando salió este nueva Impreza el antiguo estaba a 14.190.000 el CVT.
        Ahora bien, como el Honda Civic 2.0 está mas de 1 millon mas caro, es mucho mas conveniente el Subaru, además de tener mas y mejor equipamiento en seguridad.
        Así que el Honda Civic 2.0 está muerto para mí, el 1.5T es una muy buena opción, es el unico de los japoneses que ofrece un motor turbo y mas rapido que el 2.5 de mazda.
        Tambien hay que recalcar que es hasta mas rapido que el 2.4 del Civic SI antiguo que tenía 201 o 204 Hp.

    • CARLOS

      Audi y Volvo piden mucho más por vehículos similares, me atrevería a decir que el Audi A 4 parte en más de 20 millones y el Volvo similar no creo que lo haga en menos dinero, ninguno con awd y el full equipo de este modelo. El Honda Civic que vale lo mismo, viene mucho menos equipado y no es awd, pero estéticamente se ve mejor. No lo encuentro caro, pero evidentemente con un millón menos se vería mucho mejor, pero es un auto grande (el test tiene un error, el sedan tiene más de 4,6 metros y es sólo un poco más pequeño que el Legacy), tiene mucho espacio interior (tengo un Legacy y el otro día me subí a uno en el mall y era casi igual por dentro, lo mismo el maletero) y esta muy bien equipado en seguridad y confort. Buen auto y se agradece que desde el “desde” venga con equipamiento de este siglo y década en seguridad y tecnología. Su principal competencia es el Mazda 3, pero es mucho más pequeño, aunque el modelo que viene con el 2.5 debe ser más rápido y deportivo y el Civic, que iguala el precio base con un 2.0 y se ve mejor, pero viene mucho menos equipado. el resto de los vehículos reseñados como Corolla, Elantra, Cerato derechamente están en un escalón más abajo, no por tamaño sino por tecnología.

      • Fernando Y

        Subaru hizo la tarea, al igual que los chinos. No tiene el prestigio de BMW, Audi o Volvo, o la reputacion (?!) de Toyota o Honda, por eso cobra menos y ofrece mas. Al contrario de unos coreanos arribistas…

        • CARLOS

          En EEUU, Australia, Canada, etc, son muy reputados, dentro de los más fiables y de mejor reventa, quizás donde aún no son tan conocidos es en parte de Europa como España, donde efectivamente se ven muy pocos y tuvieron muy mal concesionario (quien dijo indumotora jajajaja) , pero creo que en general están a la par de Toyota y Honda. lo mismo creo de Mazda ahora y muy por sobre Nissan, Mitsubishi y Suzuki (salvo modelos iconicos) y mucho mejor que el resto de las marcas generalistas. Evidentemente comparar cualquier generalista con MB, Audi (actualidad) y BMW, carece de sentido, están dirigidos a otro público, aun cuando en fiabilidad y durabilidad los japoneses suelen ser muy buenos e incluso mejores (los mismo pasa con Seiko, Citizen y Orient en comparación con los Suizos, éstos últimos ni mucho más precisos y caros, pero dirigidos a otro publico y con detalles determinaciones que los primeros carecen salvo modelos de lala gama). el problema es que Honda y Toyota son muy caros para lo que ofrecen en Chile…

          • Fernando Y

            Me referia a sudamerica en general, la percepcion de las marcas es completamente distinta a la de mercados mas maduros.

          • Felipe

            No solamente en España, sino que en prácticamente toda Europa, Subaru sólo es conocido en los sectores rurales como un auto práctico para el trabajo en esas zonas (y también es del agrado de algunos pocos aficionados a las carreras clandestinas ahí)…. Pero no es una marca que sea respetada ni menos deseada por la gran mayoría de los consumidores de ese continente… y esto difícilmente va a cambiar, a menos que Subaru se ocupé, por alguna vez en su historia, de tener diseños atractivos o por último inocuos (como los de Toyota y Volkswagen, por ejemplo). Es cierto, que Subaru ha logrado triunfar en EUA sin mejorar su estética… pero los gustos del estadounidense promedio suelen ser bastante menos refinados que los de su contraparte europea.

      • Pipe

        Si el civic 1.5 T ya es mas rapido que el civic SI 2.4 de 200 HP, entonces será mucho mas rapido que el mazda 2.5 GT.
        El Unico civic que vale la pena serían las dos versiones turbo, que están a buen precio teniendo en cuenta que es el unico de los japoneses en ofrecer motorización Turbo en un auto de calle.

        Saludos

        • CARLOS

          Hay una comparativa bien buena de argentina entre el 1.5 turbo y el 2.0 atmosférico y la verdad no eran tan diferentes, de hecho el que hace el test recomienda que al no ser significativamente mejor el desempeño recomendaba por precio el 2.0. La encontré en youtube.

    • Juan Carlos

      Carece de rigor la nota, primero subieron una ficha técnica des-actualizada, no es la misma que está en http://www.subaru.cl, segundo, el precio de entrada de $12.990.000 corresponde a la versión 1.6 y no corresponde a lo que informan: “Impreza Sport 2.0L CVT: CLP $12.990.000”, tercero, no hacen referencia al apartado de seguridad del auto, que es donde destaca al tener de serie 7 airbags y control electrónico de estabilidad, la verdad muy mala la nota.

      El auto ahora se ve bastante bien, con un buen diseño interior y seguridad de primer nivel, la nueva plataforma global debe entregar una buena sensación de manejo junto al AWD, lo que si al motor le falta un poco de potencia para mover un auto de ese tamaño con AWD. Lo compraría feliz.

      Saludos!

      • rutamotor

        Verdad, actualizada la FT y precios, eran los 1.6, saludos!

    • Walter

      Subaru esta reencontrando el camino que, según mi parecer, predio con el outback/legacy e impreza anteriores. Son excelentes vehículos que no suelen dar problemas, en mi familia ya han pasado unos 5 y todos un 7. Lo único que no me gusta de las nuevas generaciones, es la forma tan ilógica que tiene de funcionar todo. Por ej: si quieres apagar el auto y quedarte dentro escuchando radio, al apretar el botón de apagado se corta absolutamente toda la corriente y debes volver a encender sin presionar el freno para tener nuevamente corriente, las luces altas automáticas no se pueden desconectar en modo AUTO, al igual que las luces día no funcionan de día si van en AUTO, la tapa del maletero automático no funciona si no se ha conectado el encendido previamente, o sea que si el auto esta cerrado y aprietas el botón que debería levantarlo solo lo desbloquea y debes hacer bastante fuerza para hacerlo llegar arriba . Al menos todo esto es así en el outback nuevo. Esto sigue igual en el Impreza?

      • Marcelo Carrasco

        Estimado, tengo este modelo hace 20 dias. Te comento… apagas el auto y la radio sigue encendida a menos que habras la puerta del chofer, ahi se apaga. Incorpora luces diurnas que, en AUTO, se prenden de dia (osea siempre) y con mas oscuridad se suman las luces bajas; y si se puede desconectar. La tapa del maletero si funciona con el auto cerrado, desde el control o tb te acercas (con el control en el bolsillo) y puedes abrirlo y el resto del auto permance cerrado.
        Saludos

        • Walter

          Que bueno que se hayan dado cuenta, yo pregunte en el concesionario y me dijeron que no era posible modificar ninguno de esos ajustes. Son detalles pero en el día a día aburren, ya que, por ejemplo, aunque lleve sensor de luz, hay que estar encendiéndolas y apagándolas siempre o bien dejarlas encendidas en todo momento.

    SEDANES

    Experto, consejero, tu amigo. Un profundo conocedor de todo el mundo automotriz que te dará datos prácticos para que seas una mejor persona y por supuesto, un gran conductor.

    Más en SEDANES

    Citroen C-Elysee 1.6L HDi 92 CV 5MT Shine 2018: Revitalizado

    Mauricio CarvalloJulio 19, 2017

    Encuentran USD $1 millón en marihuana dentro de unos Ford Fusion nuevos

    Christian MartinezJulio 19, 2017

    Esta es la cuarta generación del Audi A8: Hacia dónde apunta el segmento “Premium”

    Raúl FariasJulio 13, 2017

    Mercedes Benz prepara un nuevo sedán deportivo apuntando al Panamera Turbo

    Christian MartinezJulio 5, 2017

    El Jaguar XE SV Project 8 es el sedán más potente y extremo de la marca

    Christian MartinezJunio 28, 2017

    Great Wall lanza en Chile su renovado sedán compacto C30

    Mauricio CarvalloJunio 27, 2017

    El Alfa Romeo Giulia no logra despegar en ventas

    Christian MartinezJunio 22, 2017

    BMW presenta al Serie 6 Gran Turismo e Internet estalla

    Christian MartinezJunio 14, 2017

    Primeras spyshots del reemplazo del Peugeot 508

    Christian MartinezJunio 9, 2017